Suscríbete

Menú

A continuación

Canción cristiana | Nadie se preocupa por entender activamente a Dios

1,526 22/12/2020

Canción cristiana | Nadie se preocupa por entender activamente a Dios

Verso 1

Cuando está triste Dios, Él se enfrenta a una humanidad
que no le presta atención a Él,
que lo sigue, dice amarlo, descuidando lo que siente.
¿Cómo no va a doler Su corazón?
Pre-Coro
Incluso aquellos que quieren ser confidentes de Dios,
no quieren acercarse a Él o cuidar Su corazón.
Coro
¡Dios está solo!
No sólo porque la humanidad corrupta se opone a Dios,
sino aquellos que buscan ser espirituales y conocer a Dios
o aquellos devotos a Dios,
no entienden Sus pensamientos.
Ellos no conocen Su carácter ni Sus emociones.
¡Oh, Dios está solo, Dios está solo!

Verso 2

En la obra que gestiona Dios,
aunque sinceramente obra y habla,
y se enfrenta al hombre sin reservas,
Sus seguidores se cierran a Él,
no hay nadie dispuesto a acercarse,
sin importar Su corazón o sentimiento.
Pre-Coro
Incluso aquellos que quieren ser confidentes de Dios,
no quieren acercarse a Él o cuidar Su corazón.
Coro
¡Dios está solo!
No sólo porque la humanidad corrupta se opone a Dios,
sino aquellos que buscan ser espirituales y conocer a Dios
o aquellos devotos a Dios,
no entienden Sus pensamientos.
Ellos no conocen Su carácter ni Sus emociones.
¡Oh, Dios está solo, Dios está solo!
Puente
Cuando Dios está alegre, nadie comparte Su alegría.
Cuando es malentendido, nadie consuela Su corazón herido.
Cuando Su corazón duele,
nadie esta dispuesto a escucharlo confiar.

Verso 3

A través de miles de años de obra de gestión,
nadie entiende las emociones de Dios,
nadie las aprecia o, permanece junto a Él
para compartir Sus penas y alegrías.
Pre-Coro
Incluso aquellos que quieren ser confidentes de Dios,
no quieren acercarse a Él o cuidar Su corazón.
Coro
¡Dios está solo!
No sólo porque la humanidad corrupta se opone a Dios,
sino aquellos que buscan ser espirituales y conocer a Dios
o aquellos devotos a Dios,
no entienden Sus pensamientos.
Ellos no conocen Su carácter ni Sus emociones.
¡Oh, Dios está solo, Dios está solo!

De “Seguir al Cordero y cantar nuevos cánticos”

Comentarios